Conoce nuestra Historia

Sobre la bucolica campiña , mostrando sus blancos muros de sillar, se levanta imponente el Molino de Sabandia. Sus recios contrafuertes , sus bóvedas, gárgolas, rejas y balcones, le dan una personalidad que resiste al paso del tiempo. Verde es la alfombra sobre la que reposa y azul la bóveda del cielo bajo la que se ubica. Esta joya arquitectónica, según se ha podido establecer , data de 1621.

El vecino de origen hispánico don García de Vargas Machuca encargo su construcción al "maestro de arquitectura y cantería" Francisco Flores, según reza el contrato que suscribieron en un 27 de Agosto ante el escribano de Cabildo D. Pedro Ibanez de Irruegas. Para entonces el tal Garcìa de Vargas Machuca ya habìa recibido del Virrey la propiedad del terreno y la licencia para "hazer un Molino en el asiento de Saguandìa" , según transcripción literal del referido documento suscrito. 

Fue por siglos el abastecedor de harina para el alimento principalmente de los pobladores de Arequipa. Obreros y campesinos del ayer, en èl dejaron sus huellas abasteciéndolo de trigo y haciendo mover sus ruedas de piedra triturando el grano entre los rumores de agua que alegre corren a su alrededor.